lunes, 4 de julio de 2011

Mal de amores en la clinica

El mal de amores representa una problemática recurrente en la clínica con adolescentes. Sin embargo,tal como dice J. Cortázar en Rayuela "pero el amor, esa palabra...", el amor invade el relato del sujeto cualquiera sea de la edad. De que se trata en el amor?. Lacan en el seminario "Aun" afirma que ¨el amor pide amor y lo pide sin cesar, lo pide... aún". Es así como introduce la falla, el desencuentro, e incluso lo imposible. El amor pide un imposible: ser uno con el otro tal como supone el mito del Andrógino. Lo cierto es que de dos no se hace uno, por mas que la vertiente imaginaria del amor aspire a ello.
El amor es siempre desencuentro, malentendido, presentificacion de la falta. A falta de relacion sexual complementaria, hay amor. Amor como velo frente a lo real. En el seminario La Angustia, Lacan va a hacer una lectura del amor a la luz de la falta definiendolo como "dar lo que no se tiene a quien no es", y en relacion a la perdida, "solo estamos de duelo por aquel del que podemos decir yo era su falta". Entonces amar es dar lo que no se tiene, es por lo tanto inventar dones para el otro. Considerando la nocion freudiana de objeto sustituto y a reencontrar, vemos que solo por el amor caemos en la ilusion de que existio un encuentro "este es el hombre o la mujer de mi vida". Y esta afirmacion, esta eleccion que el sujeto realiza, esta amarrada de innumerables nexos, ligaduras que hacen que toda perdida del objeto de amor represente un elevado gasto animico y un recorrido lento pieza por pieza. Tal como aparece en Romeo y Julieta, el amor tiene que ver con la falta de limites, la inmensidad, lo eterno, el mas alla de la muerte. Pero sabemos que el amor es eterno mientras dura, y que al fin y al cabo una pareja es una cuestion de fe, ya que no hay garantias.
Por lo tanto, en toda pareja debe operar este pasaje del enamoramiento que se da con los ojos cerrados al amor propiamente dicho con lo ojos abiertos. Poder amar al otro con los ojos abiertos implica poder soportar la falla, el desencuentro y la incompletud.Es asi que la linea narcisista del amor se estira hacia lo simbolico.
Hay ciertos amores que podemos llamar "perros" en donde no se pone en juego el deseo, entonces por que te amo te celo, te pego, te asfixio, te mato. El otro esta alli como objeto de goce, objeto exclusivo que se puede poseer y por lo tanto perder, cuando en realidad, el objeto perfecto que me completaria ya esta perdido desde el origen. Como conclusion podemos afirmar que en la clinica, se trata de que el sujeto encuentre cierta consistencia imaginaria y simbolica mas alla del objeto de amor, apostando a la diferencia y disfrutando de las similitudes.